Aikido

Aikido (会気道 ) es un gendai budo (“arte marcial moderno”). Fue creado por Morihei Ueshiba (a quien los aikidokas llaman muy respetuosamente O-sensei) aproximadamente desde la decada de 1930 hasta la decada de 1960. Ueshiba concibió el aikido a partir de su experiencia con el Daito-ryu Aiki-jutsu, una forma de jujutsu con muchas técnicas conjuntas, y la práctica del kenjutsu.

El aikido es un arte orientado a la defensa, con una profunda base filosófica, en el cual el defensor redirige el movimiento y la energía del ataque a su oponente. Lo practican hombres y mujeres, sin importar su estatura, peso o edad. Se le considera una de las artes marciales más difíciles de dominar.

El aikido tradicional rechaza cualquier tipo de competencia. Enfatiza el desarrollo de la mente, el cuerpo y el espíritu hasta conseguir la completa armonía. Las clases consisten en observar la demostración de técnicas que lleva a cabo un profesor y luego se debe trabajar con uno o varios compañeros intentando repetir los movimientos, mejorando de esa manera la técnica y logrando una mayor comprensión del aikido. La movilidad, la posición, la precisión y la coordinación son elementos importantes para ejecutar las técnicas y los estudiantes aprenden a llevarlas a cabo de manera flexible y adaptativa.

Los aikidokas practican generalmente en parejas. El “atacante” (uke o aite) inicia una ofensiva contra el “defensor” (tori o nage), quien le neutraliza con una técnica de aikido. Durante la práctica, el uke por lo general ataca en 4 ocasiones al tori, cambiando entonces los roles y el uke asume el rol de tori en las 4 ocasiones siguientes.

La práctica de ataques en el aikido considera una serie de golpes y agarres preestablecidos. Comúnmente, una técnica de defensa se compone de tres partes: primero, el tori evita el ataque evadiendo al uke (tenkan, “giro”) o ubicándose dentro del ataque, cerca del uke (irimi, “entrada”); luego, el tori desequilibra al uke y finalmente, el tori lanza al uke o utiliza una llave sobre las muñecas, los brazos o las piernas para someter al uke e inmovilizarlo en el suelo.

El aikido sostiene que mientras el tori practica las técnicas de defensa y teóricamente obtiene un “triunfo”, el uke también está recibiendo valiosa experiencia al desenvolverse bien ante cada lanzamiento o llave. En un enfrentamiento real, un aikidoka experimentado debiera volver inmediatamente a una postura equilibrada y alerta luego de ser lanzado.

En realidad el “uke” como también es denominado el practicante que recibe la técnica por parte del “nage” (el que la realiza) aprende debido a que la información psicomotriz es esencial por la particular manera en que este arte marcial es practicado.

 


Para más informacion, ver el articulo completo en wikipedia.
Para conocer el arte, visitar al dojo.